NOTICIAS

jueves, 15 de julio de 2010

Billy Kane | KOF MI2

La mirada de Billy se cruza con la vecina por encima del muro mientras tiende unas sábanas blancas en el jardín.
Recuerda lo que su hermana le dice siempre y fuerza un saludo fugaz, aunque quería sonreír lo más amistosamente posible, solo consigue lanzar una sonrisa con un cierto toque de intimidación.
La anciana, cuidando el césped y las flores, parece tener problemas de visión, así que le devuelve el saludo sin darse cuenta. Habrá pensado que Billy es un poco seco, pero este hombre tranquilo y taciturno se limita a cumplir los deseos de su hermana.
“Buuff”.
Una vez tendida la ropa, Billy se sienta delante de la puerta de servicio y suspira mientras observa las sábanas agitadas por la brisa.
Billy admira el increíble azul del cielo. Se deja acariciar por el viento reconfortante. Debería estar todo seco a mediodía.
Otro día tranquilo… este mundo, quizá demasiado apacible, parece justo lo contrario al submundo salvaje en el que ha estado viviendo hasta ahora.
Esta ciudad en la campiña inglesa, donde se ha sentado con su amada hermana, tampoco es tan aburrida como él pensaba. Pero, como era de esperar, falta algo.
En medio del pecho siente un terrible vació que no puede llenar, por mucho que lo intente. Quitándose la banda de la cabeza, Billy deja escapar otro suspiro.

Billy Kane.
Cualquier integrante del hampa americano habría oído sin duda ese nombre.
Todos le temían, tanto los que compartían profesión con él, como los que no. Era la leal mano derecha de Geese Howard, conocido como Rey Oscuro y gobernante de South Town.
En otras palabras, Billy era el arma andante de Geese. Según algunos, su perro rabioso. Pero Billy, el hombre temido en todas partes, dejó el hampa tras la muerte de Geese y se refugió en este pueblo de la campiña inglesa.
Lo único que mantenía a Billy unido a su interior mundo era la carismática existencia de Geese y, cuando murió, Billy no mostró interés alguno en convertirse en su sucesor, ni en entrar al servicio de cualquier otro jefe en su lugar.
“…”.
De pronto, Billy sintió la presencia de alguien y alzó la vista. Ante la puerta enrejada de la calle, había un hombre vestido de negro. Observaba a Billy por encima de las gafas de sol. Se trataba de un forastero.
Para Billy, era una cara totalmente desconocida, pero, en ese momento, Billy siente empatía por ese tipo. No le resultaba familiar en absoluto. Entonces, intuye que se trata de alguien que, como él, ha decidido renegar de la vida en la sombra para ver la luz, una persona que vivía en un mundo donde la tranquilidad existe.
Esa especie de estela que iba emanando, por decirlo de algún modo, le hizo percibir esas circunstancias.
Aliviado de que Lilly se hubiera ido de compras, Billy se levanta lentamente. Agarrando una barra apoyada contra la cuerda, se dirige hacia el hombre y estudia a su potencial objetivo.
“¿Puedo ayudarte en algo?”.
Billy le pregunta bruscamente echándose la barra al hombro.
“¿Señor Kane?”.
Meta la mano en la chaqueta del traje negro y ladea la cabeza inquisitivamente. Si se le hubiera ocurrido sacar una pistola, la barra que lleva Billy hubiera entrado en acción y, de un solo golpe, le hubiera atravesado la garganta. O eso, o le hubiera hundido el esternón con un simple empujón en el pecho.
Pero lo que sale del bolsillo no es un arma reluciente, sino un sobre blanco. Billy continúa mirándole echa un vistazo al sobre a través del enrejado de metal.
“¿Qué es?”.
“Una invitación dirigida a usted”.
Y añade cierta pomposidad:
“… para The King Of Fighters”.
Billy siente un escalofrío y su corazón se acelera al oír esas palabras. Sin embargo, intenta ignorar sus sensaciones.
“No me interesa”.
Y respondiendo así, sin más, se da la vuelta y se aleja. El hombre le increpa por detrás:
“¿No tiene que pensarlo? ¿Qué ha sido de su antigua ciudad?”.
Billy se detiene.
“¿No le remuerde la conciencia pensarlo? ¿Se da cuenta de quién gobierna la ciudad?”.
“…”.
Al mirar atrás, Billy no fija la vista en el hombre vestido de negro, sino en la invitación con su escalofriante sello estampado.

Muchas organizaciones se han disputado el control de South Town tras la muerte de Geese. La nueva organización, “Mephistopheles”, había acabado con el largo periodo de caos de la mano de Duke.
Alba Meira y los suyos habían derrotado a Duke y restablecido el orden en la ciudad con su nuevo “Rey” y su hermano menos, Soiree Meira. Cuando Billy oye que esos matones actúan como si la gloriosa South Town que Geese creó fuera suya, una ira negra le invade el pecho hasta apoderarse de él por completo.
E lo que olvidó tiempo atrás, cuando se trasladó a este lugar. Es lo que trataba de olvidar para siempre, esa ira oscura que le convertía en el “Billy” de siempre.
Sí, era una auténtica suerte que Lilly no estuviera presente en ese momento. Si hubiera estado, habría gritado y habría sido capaz de detenerle.
Guardando su bastón especial, que debería haber permanecido encerrado junto a su pasado, Billy abandona la casa, dejando tan solo una breve nota tras de sí.
Tiene que demostrarles a esos matones que están en el lugar equivocado, y los habitantes de South Town a quién pertenece realmente ese territorio. Además, del nombre de su único rey, Geese Howard.
“Ese lugar… esa ciudad no es lugar para alimañas como ustedes”.



Más personajes de KOF 00:

Alba Meira  |  Armor Ralf  |  Athena Asamiya  |  Bonne Jenet

Billy Kane  |  Che Lim  |  Clark Stil  |  Duke Burkoff  |  Fiolina Germi

Hanzo Hattori  |  Hyena  |  Iori Yagami  |  Jivatma  | K’  |  Kim Kaphwan

Kula Diamond  |  Kyo Kusanagi  |  Kyo Kusanagi (clásico)

Leona Heidern  |  Lien Neville  |  Lilly Kane  |  Luise Meyrink

Mai Shiranui  |  Maxima  |  Mignon Beart  |  Mr, Karate  |  Nagase

Nightmare Geese  |  Ninon Beart  |  Ralf Jones  |  Richard Meyer

Rock Howard  |  Ryo Sakazaki  |  Seth  |  Soiree Meira  |  Terry Bogard

Wild Wold  |  Yuri Sakazaki


¿TE GUSTÓ EL ARTÍCULO? ¡COMPÁRTELO!

 
KOF Universe 2017. Emiru design. #elkofnosune EMIRU DESIGN